Otra vez

El invierno quiere llegar, los que no queremos somos nosotros. Nos aferramos a los buenos recuerdos del verano, a las conversaciones al borde de una cerveza, a las sonrisas cómplices, al viento caliente despeinándonos todos.

Otra vez me he tomado el tiempo para guardar la ropa de verano. He dejado algunos t-shirts en el cajón de abajo, para poder ponérmelos debajo de las mil capas que me cubrirán del frío polar que se avecina. Todos de super héroes. Caminaré por las calles, como una Wonder Woman de incógnito, esperando que nadie se dé cuenta que he aterrizado aquí y que mi espada está clavada en éste suelo helado. Terrible. Gentes en otras ciudades sentirán frío y yo me reiré, desde las temperaturas de congelación que vendrán. No pueden conmigo, fools.

Otros actores aparecerán en mi sitcom personal. Otras bandas sonoras, otros ingredientes secretos. Tal vez sobrevivan hasta el verano siguiente. Tal vez incluso quieran calentarse los pies bajo mis cobijas o volver a su sitio mis mechones salvajes en una tormenta de nieve. Tal vez me miren y me encuentren y me quieran atesorar y me quieran hacer eterna. Yo haré lo propio, si quieren.

Pero mientras tanto, los nuevos desafíos en tres idiomas, donde los más importantes son el querer decir lo que siempre quieres decir, aunque nadie quiera leer. Aquí, en la virtualidad. Allá, en la realidad. On y Off.

Ahí vamos.

Love is sharing: